Enviar por email

tu nombre: email destino: mensaje:
Nombre de Usuario: Email: Contraseña: Confirmar Contraseña:
Confirmando registro ...

Edita tu perfil:

Usuario:
País: Población: Provincia:
Género: Cumpleaños:
Email: Web:
Como te describes:
Contraseña: Nueva contraseña: Repite contraseña:

domingo, 11 de junio de 2017

Las consecuencias de la salida de EEUU del Acuerdo de París

Por Miguel Darío García

Como era vaticinado  Donald Trump anunció la salida de Estados Unidos del Acuerdo de París sobre el Cambio Climático, uniéndose a Nicaragua y Siria. Hecho que complica la situación con respecto a las políticas internacionales de enfrentamiento al cambio climático, debido a que los Estados Unidos es el segundo país más contaminante del mundo. “Bueno, no soy un gran creyente de que el cambio climático ha sido creado por el hombre, podría tener algún impacto, pero no creo que sea un impacto devastador”, expresó Donald Trump en agosto de 2016. Aunque Trump no lo quiera reconocer la evidencia de décadas de investigación científica apunta de manera abrumadora que el marcado incremento de la temperatura en el presente siglo se debe a la emisión de contaminantes producidos por el hombre.

Si seguimos con esta conducta irresponsable se producirán 69 mil millones de toneladas de gases contaminantes en 2030, razón por lo que los países se comprometieron en París a limitar las emisiones a 56 mil millones de toneladas para esta fecha, es decir 19% menos. Para alcanzar tal objetivo se concretarán nuevos proyectos de energía renovable, sin embargo esta fuente resulta cara, por eso los países desarrollados se comprometieron a ayudar a las naciones en vías de desarrollo con un fondo de 100 mil millones de dólares al año. Tan cuantiosa cifra tendrá una reducción considerable debido a la salida de los Estados Unidos del acuerdo. China, el mayor contaminante del mundo e India, el tercero en la lista, se verán afectados por este recorte, al igual que Brasil o Sudáfrica.

Aunque tuvieron lugar importantes acciones para evitar la salida de los Estados Unidos -incluyendo a gran parte de la comunidad científica, 40 senadores demócratas, líderes europeos, cientos de grandes compañías e incluso el Papa Francisco-, los llamados no tuvieron un oído receptivo. Pero no seamos ilusos Donald Trump no tomó esta decisión por sí mismo: su estratega en jefe, Stephen Bannon, impulsó esta decisión, que fue apoyada por 22 senadores republicanos, la Asociación Nacional Minera y diversos grupos conservadores, ya que para ellos el dinero vale más que el planeta.

Al no llegar a un compromiso en París donde estuviera como firmante los Estados Unidos, esta nación por sí sola aumentará la temperatura global 0.3° y el aumento de hasta 120 cm en el nivel del mar, hechos que traerán como consecuencia la muerte de miles de especies y el riesgo para millones de seres humanos que actualmente viven en zonas costeras y en islas de perder la tierra en donde viven.

Comentarios destacados

Best Comments (last month)