Enviar por email

tu nombre: email destino: mensaje:
Nombre de Usuario: Email: Contraseña: Confirmar Contraseña:
Entra con
Confirmando registro ...

Edita tu perfil:

Usuario:
País: Población: Provincia:
Género: Cumpleaños:
Email: Web:
Como te describes:
Contraseña: Nueva contraseña: Repite contraseña:

domingo, 2 de julio de 2017

Argentina se cuestiona la vacunación

Por Diana Lorenzo

Desde los tiempos de Matusalén, el personaje bíblico que vivió 969 años, la vida para los hombres se ha ido acortando. Guerras, epidemias, plagas, un sinfín de factores externos comenzaron a limitar la calidad y por tanto extensión de vida de las personas. Sin embargo, hubo dos hitos que revirtieron de alguna manera tal hecho, el primero, el acceso al agua potable, el otro, para muchos, la vacunación; ambas previniendo enfermedades que por décadas exterminaban masivamente a millones de personas. Tras su aparición, en solo 60 años, se alcanzó para cada habitante del mundo unos 22 años más de existencia.

Pero en Argentina algunos o no son conscientes de su importancia, o simplemente, prefieren ahorrar algún dinero a cambio de perder vidas. Un proyecto de ley propone que la vacunación hasta ahora obligatoria, quede a consideración de cada quién, lo que desató las críticas de profesionales del sector de la salud fundamentalmente, quienes lo consideran una peligrosa involución. Entre los que han levantado sus voces se encuentra Daniel Pizzi, especialista en Salud Pública que aseguró que el daño que de hecho ha causado ya la medida es inigualable. “Siempre hay gente en la sociedad que tiene sus dudas, y esto ha generado en la sociedad problemas muy serios porque ha tomado mucha difusión”. Otro de los contrariados es el gobernador Juan Manzur, quien califica como una barbaridad el proyecto antivacuna que impulsa la diputada de Unión Pro, Paula Urroz.

Al respecto el funcionario, ex ministro de salud pública, destacó que se debe sostener todo el cronograma vacunatorio según las distintas edades. De igual modo, consideró importante ofrecer iguales oportunidades a todos, pues al anularse la obligatoriedad, serán los pobres, a los que se les dificulta el acceso a los medicamentos, los que queden desamparados.

Aunque en efecto los programas de vacunación no resultan baratos para Argentina como para ningún país, lo cierto es que esta constituye una inversión a largo plazo. En la propuesta de ley, se aclara que el adulto a cargo del menor puede desistir de las vacunas a los niños, dictaminando que "se debe alertar sobre los riesgos de las vacunas y tras ello dejar a libre consciencia del adulto si el menor debe ser vacunado o no". ¿Riesgos de las vacunas? Alguna fiebre de pocas horas, dolor intramuscular en el área vacunada, son consecuencias imperceptibles cuando se  ponen en una balanza todos los beneficios que conlleva. Y es que no solo el vacunado se favorece, ello crea un efecto manada, que hasta los propios infantes que no han sido inmunizados resultan favorecidos.

Aunque no hace referencia directa al proyecto legislativo, el ministerio de Salud provincial difundió una comunicado expresando que “la inmunización es un componente esencial del derecho humano a la salud, además de una responsabilidad de individuos, comunidades y gobiernos, y debe considerarse como tal”.

Comentarios destacados

Best Comments (last month)