Enviar por email

tu nombre: email destino: mensaje:
Nombre de Usuario: Email: Contraseña: Confirmar Contraseña:
Confirmando registro ...

Edita tu perfil:

Usuario:
País: Población: Provincia:
Género: Cumpleaños:
Email: Web:
Como te describes:
Contraseña: Nueva contraseña: Repite contraseña:

domingo, 16 de julio de 2017

España solo pagará 3 millones por retraso en las reformas de la estiba

Por JoseGabriel

Pese a la gran demora en aprobar la reforma de la estiba, que pudo acarrearle una sanción económica de más de 25 millones de euros, España solo deberá pagar a la Unión Europea una multa de tres millones. La sanción, aprobada este jueves por el Tribunal de Justicia de la Unión Europea, sin dudas tienen un componente más simbólico que económico y va encaminada a resaltar que los incumplimientos tienen consecuencias, y que estas pueden ser mucho mayores que las que a veces se acaban enfrentando. La nación ibérica debía haber reformado su sector de la estiba desde hace cerca de tres años, pero hacerlo fue difícil y no se puedo conseguir sino hasta mayo del presente.

Bruselas reconoció las dificultades afrontadas por el Gobierno para instrumentar los cambios indicados y como el pacto alcanzado finalmente le satisfizo, pues optó por disminuir en gran medida el impacto de le sanción. El litigio comenzó a finales de 2014, cuando una sentencia de la justicia europea condenó a España por incumplir la regulación comunitaria en lo que a servicios portuarios de manipulación de mercancías se refiere. La condena conllevaba la posibilidad de una multa de 27 mil euros diarios, lo que a día de hoy hubiese ascendido a cerca de 25,5 millones. Sin embargo, en su sentencia de este jueves el Tribunal de Justicia de la UE, si bien calificó de “grave” el incumplimiento de Madrid, que se extendió “durante un periodo de tiempo significativo”, optó por imponer una sanción simbólica en torno a los tres millones de euros. En definitiva, la nueva ley de la estiba ya es una realidad y cumple con los requerimientos hechos en 2014 por el bloque comunitario.

Hubo tardanza en su aprobación, sí, pero la UE reconoce cuán difícil fue hacerla realidad tanto para el Gobierno como para los sindicatos y patronales del sector de la estiba. La reforma, conseguida en mayo, fue el resultado final de un proceso que conllevó protestas y huelgas. Su instrumentación contempla la liberalización del sector, justo lo que pedía Bruselas, que había señalado a España que su sistema generaba barreras de entrada que atentaban contra las normas de competencia del bloque. Al demorarse tres años en aprobarla la nación ibérica se consolidó como uno de los miembros de la UE que más incumple las normativas europeas. En 2016 lideró ese negativo ranking, en el que ha estado siempre a la cabeza junto a otros países como Italia, Bélgica y Grecia. Muchos de esos incumplimientos o la desidia en la adopción de directivas comunitarias pueden acarrear importantes sanciones económicas, la palanca que en definitiva hace que el país instrumente los cambios sugeridos por el bloque. Fue esto precisamente lo al final destrabó el caso de la estiba, aunque el país la libró de forma más o menos cómoda con una multa muy inferior a lo previsto.

Comentarios destacados

Best Comments (last month)