Enviar por email

tu nombre: email destino: mensaje:
Nombre de Usuario: Email: Contraseña: Confirmar Contraseña:
Confirmando registro ...

Edita tu perfil:

Usuario:
País: Población: Provincia:
Género: Cumpleaños:
Email: Web:
Como te describes:
Contraseña: Nueva contraseña: Repite contraseña:

viernes, 16 de junio de 2017

La pesquisa tras el fuego

Por Elizabeth Almeida

El alcalde de Londres, Sadiq Khan, ha asegurado que tiene conocimiento de que habrá muchas preguntas en los próximos días sobre la causa de esta tragedia y anunció que quiere garantizar a los londinenses que se encargará de conseguir las respuestas necesarias. El incendio ocurre en medio de un clima de inseguridad por los tres ataques terroristas perpetrados en menos de tres meses en este país que han dejado un clima de inseguridad en la nación. El sentimiento de desprotección y de que el gobierno no ha sido capaz de garantizar la seguridad de los ciudadanos se extiende como pólvora y enaltece los ánimos de los que han quedado profundamente marcados por las secuelas de ver morir a niños y personas inocentes en ataques de grupos terroristas.

La primera ministra británica, Theresa May, ordenó en esta jornada una  profunda investigación sobre el incendio acontecido en un edificio de viviendas sociales en la ciudad de Londres que causó al menos 17 muertos. La mandataria destacó que es importante asegurarse de que este terrible siniestro se investigue adecuadamente para poder llegar al fondo de lo sucedido en un momento en que el país se encuentra sumido en la  inquietud suscitada ante presuntas negligencias.

La jefa de Gobierno visitó la torre incendiada conocida con el nombre Grenfel, ubicada en North Kensington al oeste de la capital, una de las ciudades más pobladas del mundo. Durante su visita afirmó que esta investigación se la deben a las familias, a la gente que perdió a sus seres queridos y sus domicilios. Las labores de búsqueda y rescate continúan en la zona luego de haber acabado con las llamas. Al menos 17 personas murieron y cerca de 80 están heridas, según afirmó el comandante de la policía Stuart Cundy quien agregó que el balance de víctimas aumentará a medida que los bomberos avancen dentro de la estructura calcinada, aunque no se espera encontrar supervivientes.

El edificio de 24 plantas y 120 viviendas, en el que habitaban entre 400 y 600 personas, comenzó a arder en la madrugada del miércoles. Autoridades pertinentes investigan las causas del incidente, mientras medios de prensa valoran posibles hipótesis. La concejal del Partido Laborista y miembro de la junta directiva del propietario del edificio Judith Blakeman dijo al diario The Guardian que presentó 19 quejas sobre las medidas antiincendios del inmueble, las cuales fueron ignoradas en su totalidad.

El director de regulaciones técnicas del Instituto de Ingeniera y Tecnología de Reino Unido, Mark Coles, señaló que la velocidad a la que se propagó el fuego sugiere que hubo un fallo grave en las técnicas de diseño e instalación. En tanto, David Collins, antiguo presidente de la Asociación de Vecinos de la Torre Grenfell, aseveró que nunca se prestó atención a las quejas de sus residentes respecto a la seguridad del lugar. El británico lamentó que si las quejas hubieran partido de  una parte rica de Kensington y Chelsea se hubieran resuelto, dejando en evidencia los problemas serios de gestión interna de la capital europea. Asimismo, 2 residentes denunciaron indicios de corrupción y lavado de dinero durante recientes remodelaciones en el edificio.

El alcalde de Londres, Sadiq Khan, ha asegurado que tiene conocimiento de que habrá muchas preguntas en los próximos días sobre la causa de esta tragedia y anunció que quiere garantizar a los londinenses que se encargará de conseguir las respuestas necesarias. El incendio ocurre en medio de un clima de inseguridad por los tres ataques terroristas perpetrados en menos de tres meses en este país que han dejado un clima de inseguridad en la nación. El sentimiento de desprotección y de que el gobierno no ha sido capaz de garantizar la seguridad de los ciudadanos se extiende como pólvora y enaltece los ánimos de los que han quedado profundamente marcados por las secuelas de ver morir a niños y personas inocentes en ataques de grupos terroristas.

A esto se unen las críticas al gobierno de Theresa May quien perdió la mayoría absoluta en las elecciones convocadas para decidir la mejor opción para liderar al Reino Unido en el proceso del Brexit. Estas situaciones ponen a la primera ministra contra la pared pues si bien es cierto que no se la puede culpar de todas las desgracias de la nación su administración ha sido fuertemente golpeada por esos hechos que han dañado su figura como cabeza de una de las naciones históricamente más fuertes del Viejo Continente.  

Comentarios destacados

Best Comments (last month)